Brody Malone en los ensayos olímpicos de Estados Unidos es mucho más que superar una lesión horrible, dice el padre del gimnasta: ‘Tu mamá y yo estamos muy orgullosos’

Brody Malone no es solo otro nombre en la lista de competidores en las Pruebas Olímpicas de Estados Unidos. Para Brody, la gimnasia ha sido más que un deporte, ha sido su salvavidas. El nativo de Georgia nació en una familia cuyo interés estaba dedicado a un deporte que permitió que la vida de Brody estuviera llena de aventura y movimiento.

Desde temprana edad, el pequeño Malone estaba volando sobre vallas a caballo o dominando los anillos en la arena de gimnasia. Pero estas no eran solo actividades para él. A través de estos deportes, Brody tuvo la oportunidad de canalizar su energía inagotable trabajando a través de sus emociones más profundas. Pero en 2012, el mundo de Brody se dio vuelta.

El joven perdió a su mayor seguidora, su pilar de fuerza, por culpa del cáncer. Su mamá, Tracy Malone, respiró por última vez en 2012 cuando él tenía 12 años. Fue su mamá, quien compartió sus sueños olímpicos y el dolor de perder a Tracy fue paralizante para el joven. Pero Brody decidió no dejar salir sus emociones, sino que eligió dejar que sus sentimientos alimentaran su impulso. Se enterró en la competencia. Y cada rutina que realizaba, cada giro y vuelta en los anillos, se convirtieron en un tributo a su madre.

LEAR  Sam Kerr: La delantera de Australia y Chelsea queda fuera de los Juegos Olímpicos de París